Terapia emprendedora – Pies en la tierra ¿Qué hacer cuándo las cosas no salen bien?

Basta de pintar el panorama de rosa. A veces las cosas no salen por más que lo hacemos. O tal vez no es el momento correcto o no hemos entendido en su totalidad el problema que queremos atacar. Usualmente antes de escribir cada columna me predispongo a informarme si ya existen algunos escritos sobre el tema que quiero tratar. En este caso me pareció muy escasos los tips de blogeros que invitan a intentar nuevas cosas a emprendedores para que sus proyectos den resultados. En esta columna les compartiré un consejo personal / grupal, una técnica que varios amigos que participamos en una estancia de Silicon Valley y que al momento nos ha funcionado como inyección de motivador cada cierto tiempo que lo necesitamos.

20150103_BBD001_0

Aún los mejores y los más líderes emprendedores que vemos hoy en día en todos los medios tuvieron que compartir algún éxito o desgracia con un amigo. El motivador de la terapia emprendedora es una fórmula que no puede salir mal. Es la forma perfecta de rodearte con personas a la que les importas tu y tu proyecto para sacar todas esas penas. Entre esas penas está garantizado que una solución nueva saldrá para solucionar tu problema. Así es!! Por más increíble que parezca sigue los siguientes pasos y verás que funciona

¿Te está yendo mal con tu proyecto?

¿Ya le diste vueltas al asunto y no encuentras la solución?

¿De pronto te levantas y no te convence tanto lo que estás haciendo?

Sigue esta TERAPIA EMPRENDEDORA…

Bp10FPRIcAAh0Rz

1. Reúnete con AMIGOS que como tú, están emprendiendo

El primer paso en tu agenda es organizar una reunión informal con tus colegas startuperos. Invitales una cerveza, diles que quieres platicar … y está vez no sólo de sus proyectos… que quieres saber cómo están. No te preocupes.. evidentemente van a terminar hablando de negocios, pero tu autentico interés inicial es saber cómo están.

ht_google_larry_page_sergey_brin_talk_youtube_jc_140707_16x9_992

2.  Hablen de sus últimas novedades, llamen la atención y traten de llevar a alguien nuevo para contarle sus ideas desde cero.

Esta es la mejor forma de comenzar a resolver tus problemas. Remontarte a lo más básico de tu idea y explicarselo a alguien que no tiene idea de lo que se trata. Seguramente en tu grupo de amigos habrá uno que hace las presentaciones mejor que los demás, déjaselo a él y si hay que complementar algo no dudes en hacerlo.

mark_zuckerberg_excited

3. Rían un poco y hablen de sus buenas historias

Lo bueno de los emprendedores es que suelen ser personas interesantes con buen “verbo” para platicar. Al fin de cuentas se dedican a vender ideas. Aprovechen toda esa capacidad, cuenta chistes, haz una reunión amena y alivia tensiones antes de empezar a soltar penas.

images

4. Den oportunidad para que cada quien muestre sus superpoderes

Esta es una de mis partes favoritas, cuando pones tu tema en la mesa y cada quien desde su punto de vista te da la mejor opinión que te puede dar.  A veces se tratará de diseño, experiencia de usuario, negocios y seguramente de tu capacidad de crecimiento. Te deseo tengas un grupo de amigos variado para que esta retroalimentación sea más útil en tu situación. Al final de cuentas si te van a criticar tu preciado proyecto, mejor que lo haga alguien a quién respetas profesionalmente y personalmente.

Elon-Musk

5. Pon tus problemas en la mesa, ESCUCHA, explica y repite

Una vez que ya todos te dieron su versión de las cosas tienes que explicar. Pero cuidado.. no se trata de JUSTIFICARTE.. que es el error donde caemos muchos apasionados con nuestra idea. Se trata de aclarar hasta el momento lo similar que haz hecho de lo que te dicen y explicar como las opiniones que te dieron pueden ser o no ser útiles para lo que llevas avanzado. Este punto es un ciclo, continua haciéndolo hasta te quede bien claro una posible solución a tu problema.

sergey-brin-space-flight

6. Compartan experiencias únicas

A veces las pláticas pueden ser acaloradas y mejor cerrar como amigos que como enemigos. Transformen su reunión en una experiencia única. Planeen una segunda juntada en donde hagan algo nuevo. Si es posible recomiendense libros, cursos o eventos y lo más importante: no pierdan contacto. Sean ese tipo de entrepre-friends que están ahí para echarse la mano cuando se necesitan.

Esto es todo por la columna de hoy. Espero que para a algunos les resulte de provecho esta técnica que les comparto. En lo particular yo lo hago dos o tres veces al año y siempre me llena de motivación para continuar en esto. Recuerden que emprender es cuestión de paciencia, hay que ser capaces de esperar y de retirarse cuando no es un buen momento. Rodeáte de personas de calidad y emprendedores preparados ya que estos grupos pueden ir dandóte señales y guías de por dónde crecer tu proyecto.

Por último y al estilo diario les comparto una foto de mis amigos emprendedores “Los Silicones”. Colegas con los que compartí una experiencia única en Silicon Valley y de los que en otras columnas les contaré un poco de sus proyectos.

11128_10155288699660548_5349672720016052600_n

Comparte esta entrada a tu grupo de amigos emprendedores y recuerda “Keep it weird”

@PedroVallejo4

http://www.thumsbupideas.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s